Nuestra labor

Trata de mujeres y niñas con fines de explotación sexual

Esta está presente desde hace décadas. Se ubicaba de manera relevante en la zona sur, pero se ha extendido con los años a otras regiones del estado enlazada con otras entidades y otros países por el tipo de delito y violación a derechos humanos que es. Nuestra organización detectó en 2017 que ya en el 66% de los municipios de Tlaxcala se cometía este delito. Así, redes de tratantes están asentadas funcionando en presunto contubernio con funcionarios locales o estatales. Las mujeres se encuentran expuestas en un contexto donde son raptadas o enganchadas de diversas maneras.
El Reporte sobre trata de personas 2020, realizado por el Departamento de Estado de los Estados Unidos, apunta que nuestro país se ubica en el nivel dos ya que “no cumple plenamente las normas mínimas para la erradicación de la trata de personas”. Específicamente Tlaxcala ha sido señalada como una de las entidades con mayor presencia de trata. De acuerdo con datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, en el segundo semestre de 2020, Tlaxcala ocupó el segundo lugar a nivel nacional en el delito de trata.
Aunado a lo anterior, en la pandemia la potencialización del uso de medios electrónicos ha aumentado el enganche de víctimas por esas vías. El COVID-19 ha incrementado el riesgo en que se encuentran las niñas de ser explotadas, según lo ha referido la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, en su último informe sobre el tema. Incluso en el informe 2020 del Departamento de Estado de los Estados Unidos ya referido, se menciona que “con el cierre de bares y clubes nocturnos debido a la COVID-19, los informes del gobierno, las ONG y los medios de comunicación señalaron que había tratantes en Tlaxcala que estaban usando casas de particulares para la trata sexual de mujeres”. La problemática se ha complejizado más.

Devastación socioambiental y los impactos que esta genera en la Cuenca del Alto Atoyac


La industrialización de la zona inició hace más de cinco décadas y ha impactado socio-ambientalmente de manera terrible. La Cuenca hidrológica del Alto Atoyac, en la que se encuentra el estado, está fuertemente contaminada y esto genera graves daños a la salud, lo que ha sido atendido y denunciado también por nuestra organización desde hace casi veinte años. Asimismo, esa creciente instalación de corredores industriales ha favorecido otras problemáticas también muy graves: rompimiento del tejido social, irrupción a la cultura, empobrecimiento económico, explotación laboral, entre otras, y esto ha contribuido a una cada vez mayor exposición de mujeres y niñas a la trata de mujeres, es decir, ambas problemáticas están interrelacionadas.
Entre diversas acciones que hemos emprendido para enfrentar esta situación de muerte, fue la presentación de una Queja ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos en 2011, que derivó en la Recomendación 10/2017. En dicho documento se reconoce la violación al derecho a un medio ambiente sano, al saneamiento del agua y al acceso a la información en relación con la contaminación de los ríos Atoyac, Xochiac y sus afluentes. Asimismo, deja claramente señalada la correlación entre la contaminación y las afectaciones a la salud. Aunque a la fecha no ha sido atendida adecuadamente por las dependencias implicadas.

Territorio

Comunidades

Actualmente realizamos nuestra labor en 28 comunidades de 24 municipios de la Cuenca Atoyac -Zahuapan (Alto Atoyac):

  • Amaxac
  • Acuamanala
  • Ayometla
  • Contla
  • Ixtacuixtla
  • Huactzinco
  • Nativitas
  • Papalotla
  • Panotla
  • Puebla
  • Quilehtla
  • San Pablo del Monte
  • Santa Ana Chiautempan
  • San Pablo Apetatitlán
  • Santa Cruz Tlaxcala
  • Tenancingo
  • Teolocholco
  • Tepetitla
  • Tetlanohcan
  • Tlaxcala
  • Totolac
  • Xicohtzinco
  • Yahuquemehcan
  • Zacatelco

Logros

A lo largo de nuestro caminar hemos impulsado, junto a las comunidades, avances en materia de Derechos Humanos. Algunos de los más relevantes son:

  • Colocar en el ámbito público las graves problemáticas de trata de mujeres y devastación socioambiental.
  • Trabajo que parte de una realidad concreta con trabajo coordinado con las comunidades afectadas.
  • Articulación con diversos actores: ONU, Red de DH de Alemania, académicos/as, organizaciones.
  • Incidencia ante la trata de mujeres: tipificación del delito, legislación, Programa Estatal, Agenda Ciudadana.
  • Incidencia ante la devastación socioambiental: Recomendación 10/2017 de CNDH, GCI, acciones en Europa, Agenda Ciudadana.
  • Creación de Propuesta Comunitaria para el Saneamiento Integral de la Cuenca del Alto Atoyac.

Alianzas y articulaciones

El trabajo que realizamos se fortalece y anima con las organizaciones, instituciones y redes a las que nos encontramos enlazadas ya sea en acciones específicas, en luchas concretas y/o en ideales comunes.

Suscribete a nuestro boletín

No te pierdas ninguna noticia y recibe actualizaciones de nuestra lucha en tu correo electrónico.

Te has suscrito correctamente

Pin It on Pinterest